Aromas de tradición

Estepa huele a mantecado y polvorón. A canela, ajonjolí, limón y almendras. Ninguna de estas frases es producto de la imaginación ni de un intento de crear algún recurso literario: es la pura realidad. Llegamos a Estepa el pasado sábado y nos recibió una intensa mezcla de aromas tradicionales que anuncian la Navidad…

Esta localidad andaluza está en la provincia de Sevilla pero muy cerquita de Córdoba y Málaga. Por sus tierras han pasado íberos, cartaginenses, romanos, visigodos y musulmanes que han dejado un importante patrimonio formado por iglesias, castillos, casas señoriales, conventos, el alcázar y restos arqueológicos muy valiosos. Son famosos su aceite de oliva y, por supuesto, sus dulces navideños.

Las calles de Estepa están tomadas por tiendas y tiendas de mantecados. Una tienda tras otra, una fábrica tras otra. Y ahí empieza nuestro día: en la fábrica de Productos Gamito donde nos recibe José Manuel que junto a sus hermanos dirige la empresa que fundara su padre hace 50 años.

escudo

Exportan a Francia, Alemania, Holanda, Bélgica y norte de Marruecos. Precisamente los consumidores musulmanes ocupan un lugar muy importante en esta empresa. Gracias a un contacto melillense, Gamito comenzó a elaborar dulces hechos especialmente para ellos siguiendo los mandamientos de sus creencias de no consumir productos procedentes del cerdo ni alcohol. Poseen el certificado Halal que los habilita para hacer estos productos y son auditados cada año para comprobar que sus instalaciones y maquinaria cumplen con los requisitos exigidos.

producto_halal

Los empleados están en plena jornada de trabajo. La temporada alta para ellos comenzó en septiembre y se extenderá hasta casi finales de diciembre. 60 trabajadores (la mayoría mujeres) se afanan en que todos sus productos lleguen a nuestras mesas con la máxima calidad y con la mejor presentación.

fabrica

Productos Gamito tiene perfectamente organizado los procesos de elaboración y envasado. En una sala en la primera planta se realiza la recepción, preparación y distribución de materias primas. Harina, azúcar, canela, frutos secos se reciben, tratan y reparten a través de distintas tolvas por las que caen directamente a un peso que reparte en las amasadoras las cantidades exactas de harina y azúcar para elaborar los mantecados.

Uno de los secretos de los dulces navideños de Estepa es el secado de la harina que les da ese toque tan especial.

Recepción_preparación-001

Almacén de harina y máquina secadora

Los frutos secos se seleccionan desechando los que no estén en buen estado.

frutossecos

Canela, almendras, cacahuetes…

Las ramas de canela llegadas de Ceiland, por su gran calidad y aroma, tienen un tamaño espectacular.

Las almendras se tuestan durante 45 minutos para que aporten todo su sabor en esta curiosa tostadora.

tostadora

En las amasadoras se elaboran las distintas mezclas que se usarán para producir la amplia variedad de productos que vende Gamito. Después les dan forma y hornean.

Polvorones

Cuando los mantecados, polvorones o alfajores salen del horno pasan a las distintas líneas donde serán cubiertos de azúcar y empaquetados. ¡Acabados de hacer están buenísimos!

azucarado

Esta empresa cuida mucho la presentación de sus productos. Tienen varios formatos y cajas.

Envases

Entre ellas unas muy bonitas de diseño propio e imágenes muy andaluzas.

caja_bonita

También producen cortadillos, cookies, galletitas de caramelo para el café y otro tipo de productos relacionados con las fiestas navideñas con muy buena pinta.

Finalizada esta dulce visita nos dimos una vuelta (muy bien guiados) por las calles de Estepa: el antiguo convento de Santa Clara y su museo dedicado a la tradición del mantecado, la iglesia de San Sebastián, el Cerro de San Nicolás, la Torre de la Victoria, la iglesia de Santa María… 

santamariaconventomuseo

Con ganas de reponer fuerzas nos dirigimos al bar-restaurante Kiko, propiedad de José Joaquín y África donde fuimos muy bien atendidos y comimos muy bien. Probamos algunos de los platos más famosos de su amplia carta como la tosta de champiñones, el solomillo al foie, los huevos rotos con gambas al ajillo o el pollo al limón.

Bar_Kiko

Como curiosidad, este bar se diferencia por el cuidado que ponen en la preparación de las patatas. Nos cuentan que todas las que sirven ya sean fritas para aperitivo, para huevos o como guarnición de carnes son peladas y cortadas por ellos, sea cual sea el corte.

Para terminar el día nos fuimos al Manantial de Roya. La gente de Estepa va allí por las tardes a pasear, a beber agua del manantial y a respirar aire puro. Como no podía ser de otra manera acompañamos el último café del día con los exquisitos productos Gamito y con nuestros amigos con los que pasamos un día estupendo. 

merienda

 

 

You may also like...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *